Marta Urcelay

por Sherif Awad

Marta Urcelay

Actriz, Directora y Productora

-Yo siempre había querido ser actriz, pero ya sabes, primero estudié Filología Anglo germánica y comencé como profesora de inglés y alemán. Después monté una agencia de traducción, primero sola y después con una socia. Sin embargo, en cierto momento me puse a estudiar Arte Dramático y ya no hubo vuelta atrás. Vengo de una familia de autónomos, en la que siempre nos hemos buscado la vida viviendo siempre más o menos en la cuerda floja, así que llegó el día en el que me sentí como dislocada... tenía que elegir, el teatro o la traducción. Y claro, las pasiones pueden siempre con la parte práctica, o por lo menos, en mi caso siempre ha sido así, así que le vendí mi parte en la empresa a mi por aquel entonces socia, y me lancé a la aventura teatral.. Mujeres como Bette Davis, Katharine Hepburn, Greta Garbo, Marilyn Monroe, Vivien Leigh... me fascinaban.

-Yo diría que esta es una carrera de fondo, con muchos obstáculos, pero que al final si eres constante y tienes fe, y un poco de suerte, te va a dar muchas alegrías. Desde luego que es una profesión muy sacrificada: lo de las fiestas y el tópico de que los y las artistas somos unos fiesteros... pues como que no, bueno, a veces sí, claro, nos encanta celebrar las cosas, y somos en general seres pasionales, pero en general si no trabajas, no llegarás nunca muy lejos. 

-Para mí lo más importante es poder seguir trabajando en esto muchos años. Lo del estrellato... pues para mí no es importante. Si llega, será porque tiene que llegar, pero no es lo que me mueve a la hora de ser actriz. Creo que las mujeres siempre lo tenemos todo un poco más difícil, sobre todo las que ya tenemos una edad... jajaja

-Vivimos momentos duros para el sector artístico. Parece que no somos nada. Pero ahí están los datos: la gente necesita arte en sus vidas, necesitamos la cultura, necesitamos divertirnos, emocionarnos, soñar... y creo que la situación actual nos está haciendo mucho daño. Necesitamos apoyo por parte de las instituciones, y necesitamos que se vea esto como lo que debería ser, una industria. Pero aún estamos muy lejos de países como Francia o EE. UU. Seguiremos luchando por ello.

Marta Urcelay

-Para nuevas obras, yo los hago con mucho entusiasmo, lo primero. Después viene el trabajo de texto, el sentir al personaje, curar y currar, hasta que siento como palpita en mi cuerpo. Es algo mágico.

-Hasta ahora, mi mayor logro artístico pues tal vez Las cartas de Berlín, una obra de Teatro unipersonal de la que tengo muy buenos recuerdos en la que daba vida a Eva Braun, la amante de Hitler!! Fue todo un reto interpretar a alguien que estaba en las antípodas de mi pensamiento. Además, tuvimos la suerte de hacer una gira por todo el país. Siempre le estaré agradecida a Luisje Moyano, el director, que nada más conocerme, me ofreció el papel. También me acuerdo con mucho cariño del rodaje de Marceline Blurr, en Nueva York, con los maravillosos Irene Menéndez y Jeff El Eini. ¡Es tan bello poder rodar en esa ciudad!!!

-Yo me he centrado sobre todo en el teatro, y en este ámbito, la cosa no es tan agresiva como en el caso de la televisión y el cine, donde para un papel se presentan a veces cientos de actrices. Pero tengo el propósito de empezar a presentarme a castings y salir un poco de mi zona de confort.

-Bueno, yo creo que lo importante es sentirse feliz con una misma. Eso sí, yo duermo todo lo que puedo, hago un montón de deporte, practico yoga y medito siempre que puedo. También me chifla darme crema en la cara y bebo infusiones de todo tipo. Pero también me encanta tomar un par de vinitos. ¡Ah! Y me baño todo el año, ya sea en el mar o en el río (¡y os puedo asegurar que el agua de por aquí está bien fresquita en invierno!)

-Para los recién llegados: digo: Que no desesperen, que esto es una batalla constante, que hay muchos momentos en los que te dan ganas de tirar la toalla, pero al final siempre pasa algo que te devuelve las fuerzas. Que peleen, que merece la pena al final.

-En estos momentos estoy moviendo dos obras de Teatro: una es Solitaire, una obra de teatro interpretada por mí, con la dirección de Bea Insa y un texto de Angel Mirou, en la que interpreto a una femme fatale de los años 40 en EE. UU. Es una propuesta maravillosa en la que hacemos algo así como Cine Negro pero en Teatro. Además la Producción es mía, así que ahora toca venderla. Y por otra parte, acabo de estrenar en San Sebastián como Directora, Angela, verso suelto de Iparragirre, obra de Ozkar Galán, en la que cuento con un elenco yo diría que difícilmente superable: Sol Maguna, Asier Hormaza e Iñigo Gastesi. ¡Larga vida a Ángela también!

WELCOMING OUR VISITOR'S FACEBOOK COMMENTS HEREUNDER, THANKS IN ADVANCE